El Presidente busca pleito con China.

No son los efectos del hydroxychloroquine que asegura el Presidente empezó a tomar hace unas semanas, y que según él, ya dejó de tomar, ni tampoco fue la decepción que sufrió por parte de Neil Caunto , comentarista de la cadena Fox quién lo criticó de manera directa, tampoco fue el efecto de su cámara bronceadora que le ha dejado su cara con tonos naranjas subidos en lugar del bronceado rojizo natural que tanto le gusta

La verdad es que el Presidente siempre ha sido así: Busca pleitos, así ha sido desde chiquito, él mismo confesó que su papá lo internó porque ya no lo aguantaba por indisciplinado. El problema es que ahora es el Líder del país más poderoso y su renovado interés por enfrascarse en un pleito con China es producto de su personalidad errática que necesita estar en continuo conflicto. En este caso escogió el Gigante Asiático para descargar sus frustraciones. Este acto por demás irresponsable puede tener efectos aún más devastadores en los dos países.

Antecedentes.

En la década de los 80, el ahora Presidente saltó a la fama por sus acusaciones y por las supuestas pruebas que tenía en contra de Japón.   ¨Japan is taking advantage of the United States. Japan is terrible, so terrible. You would not believe it!¨ Al ser cuestionado por lo que aseguraba, su respuesta siempre fue la misma: ¨I know what I am talking about¨

En ese entonces el efecto de su arenga en contra de la potencia emergente pasó casi desapercibido, con excepción de un grupo pequeño que a partir de entonces lo miraron como un ¨verdadero Patriota,¨ por su férrea defensa de Estados Unidos contra los supuestos abusos de la nación que se perfilaba como una competencia. ¨We can´t allow that to happen.¨

En la década de los 90 el ahora Presidente se dedicó a amasar su fortuna. Hoteles, casinos, campos de golf llevaban su nombre y su Imperio se extendió por todo el mundo. Su fortuna se calculaba en los miles de millones de dólares.

En la década del 2000 el ahora Mandatario regresó a su afición a crear conspiraciones, esta vez giró en torno al lugar de nacimiento del entonces Presidente Barack Obama. ¨I know things, but I can´t tell you who told me.¨ Una vez más, igual como lo hicieron en los 80, los conductores de programas nacionales le dieron espacio y tiempo suficiente para especular a su antojo sobre el ¨dudoso¨ origen del Primer Presidente de Estados Unidos de raza negra. ¨He might not be US citizen, who knows.¨ La respuesta de Obama fue mostrar el original de su acta de nacimiento.

En el 2020 en medio de la peor pandemia que ha azotado a Estados Unidos, el ahora Presidente retoma lo que le gusta hacer: Buscar pleito, ahora se pone los guantes y danza con movimientos amenazadores contra n la segunda economía más grande del mundo: China. La responsabiliza de la Pandemia del coronavirus que ha cobrado casi 100 000 vidas y causada pérdidas billonarias en el país que gobierna y el que hace muy poco, era considerado como uno de los más prósperos del planeta.

 

 

Publicado por

Alicia Alarcon

Alicia Alarcon

Alicia Alarcón ha practicado el periodismo escrito, radial y televisivo por más de dos décadas. Trabajó primero como reportera y terminó como Editora de sección en el periódico LA OPINION en Los Angeles por más de una década. Se desempeñó en Univisión como reportera para la Costa Oeste durante dos años. Su carrera en el periodismo radial la inició a partir del 2000. Ha trabajado para las principales estaciones de radio en Los Angeles, a la fecha conduce un programa de radio de opinión. Su trabajo periodístico ha sido reconocido por el Congreso de Estados Unidos, por el Estado de California, gobiernos locales así como por organizaciones latinas locales e internacionales. Alarcón es autora de dos libros. La Migra Me Hizo Los Mandados (Arte Publico Press) y Revancha en Los Angeles. Categoría de columna: Política.

Deja una respuesta